Friday, August 19, 2016

No es algo "personal", es solamente la izquierda: Ignoren lo que Black Lives Matters dice sobre Israel - David Rosenberg - Haaretz



El alboroto acerca de la plataforma Black Lives Matters y lo que dice acerca de Israel, dice mucho más acerca de los judíos de lo que dice acerca de los negros norteamericanos, o de las relaciones entre las dos comunidades.

La plataforma, emitida hace casi tres semanas, concede una desproporcionada atención a Israel, y lo que dice es inaceptable para la mayoría de los judíos e israelíes. Según esta plataforma, Israel está cometiendo "genocidio" contra los palestinos, se trata de un régimen de "apartheid" y arrasa casas palestinas para dar paso a los asentamientos.

Los 3.000 millones de $ en ayuda anual de los Estados Unidos a Israel obtiene tanta importancia, en palabras de la plataforma, como el resto de los gastos de defensa. Egipto obtiene casi tanto dinero en ayudad, pero para Black Live Matters el único pecado de Egipto es ser un "aliado" de Israel.

Sin embargo, Israel es sólo un tema de menor importancia - aunque destacado - para dicha plataforma que se dirige a toda una serie de cuestiones que van más allá de sus competencias. Se profundiza en el cambio climático con el dudoso pretexto de que los afroamericanos están entre los "más afectados" por sus consecuencias. Se condena la guerra contra el terrorismo para convertirla en una "cuestión afroamericana al exagerar la actividad militar estadounidense en África", a pesar de que la guerra se está librando principalmente en el Oriente Medio, y no tiene nada que ver con el mal comportamiento de la policía hacia los negros norteamericanos.

Se reclama un sistema sanitario universal, una educación gratuita hasta la universidad (y por extraño que parezca, una buena comida en las cafeterías) y una indemnización como compensación por el sufrimiento de los esclavos americanos, aunque buena parte de estos temas ya están dentro de la agenda política principal de la sociedad estadounidense, que apenas si tiene estómago para el Obamacare.

Lo que ellos no mencionan

La plataforma Black Lives Matters es un típico documento de la izquierda americana que hace caso omiso de las necesidades, intereses y preocupaciones de las personas en cuyo nombre pretende estar hablando.

Es hostil a Israel, pero no porque el conflicto entre Israel y Palestina tenga alguna incidencia en la vida de los afroamericanos, o porque a los afroamericanos como grupo no les gusta Israel, o porque se identifican con los palestinos. Es hostil a Israel porque Israel es una prioridad en la agenda de la izquierda estadounidense.

El predominio de la izquierda americana es evidente en el vocabulario que emplea la plataforma, con términos como "colonialismo", "imperio estadounidense" y "patriarcado", términos que caen tan bien en los departamentos de sociología de la universidad y entre los activistas de la comunidad, pero que casi no se utilizan en ambientes mayoritarios, y mucho menos entre la población afroamericana estadounidense.

Por lo tanto, al igual que las declaraciones de Donald Trump sobre los inmigrantes mexicanos indocumentados, Hillary Clinton y sus visión para los negocios, la plataforma Black Lives Matters no se ocupa de los hechos, sino de la articulación de una visión del mundo, altamente definida y muy marcada ideológicamente. Los hechos son cosas sucias que tienen que ser eliminados para hacer encajar la teoría.

Vamos a mencionar un verdadero problema que podría preocupar a Black Lives Matters con respecto a Israel, es decir, el tratamiento de los refugiados africanos de Israel.

Pero el hecho de que no merezcan su atención se debe a que no reciben mucha atención por parte de los medios internacionales y no está en la agenda de la izquierda, ya suficientemente ocupada con los "otros crímenes de Israel".

Black Lives Matters podía haber abordado la cuestión de una manera real y directa, sin anteojeras ideológicas. Podría haber señalado con razón que Israel ha bloqueado sus fronteras, conducido a los inmigrantes ilegales a campos de refugiados, y abusado de algunos de ellos.

Pero si Black Lives Matters abordará seriamente la cuestión, tendría que preguntarse para empezar por qué los africanos huyen de África; después quejarse por la forma en que son tratados a lo largo del camino por parte de sus compañeros africanos y por Egipto, tal cómo otros africanos de camino hacia Europa son abusados por los países árabes, y por la forma en que están siendo abusados y acumulados en campos por sus anfitriones europeos.

Pero eso es demasiado complicado, no es bueno para las consignas de la izquierda y no se ajusta a las plantillas de la opresión blanca y el sufrimiento sin culpa de los negros. Mejor es señalar únicamente los pecados de Israel

La realidad es que los afroamericanos no son hostiles a Israel y no se identifican con los palestinos. Una encuesta de 2013 del Pew encontró que alrededor del 44% de los protestantes negros, por ejemplo, simpatizaban fuertemente con Israel, Representa 20 puntos menos que para toda América, pero es una tasa mucho más alta que el 12% que simpatizan con los palestinos.

Un comentarista dijo que el sentimiento pro-Israel de los negros americanos está vinculado a sus creencias cristianas - la misma encuesta encontró que el 51% de los protestantes negros creen que Israel fue dado al pueblo judío por Dios -, pero no van a encontrar una palabra acerca de valores cristianos en la plataforma de Black Lives Matters porque no interesa a sus activistas artífices.

No hagan caso de la plataforma Black Lives Matters. No tiene resonancia en los afroamericanos y tendrá una vida útil de unos pocos meses antes de que todos la olviden.

Labels:

0 Comments:

Post a Comment

Links to this post:

Create a Link

<< Home