Saturday, October 04, 2014

Cómo crear una "crisis por los asentamientos" gracias a Peace Now y ciertos medios de comunicación - Honest Reporting



Es como si se tratara de un nuevo Día de la Marmota. El primer ministro israelí Netanyahu se reúne con el presidente Obama y los medios de comunicación están llenos de historias acerca de la construcción de asentamientos israelíes y por lo tanto de condenas, tanto de la Casa Blanca como del Departamento de Estado de Estados Unidos.

Así pues, ¿cómo hemos llegado a esta "tormenta perfecta?"

En primer lugar, por supuesto, nada de esto sería posible sin algún importante medio obsesionado con el tema de los asentamientos por encima de todo. A pesar de todo lo que está sucediendo en el Oriente Medio, muchos siguen comprando la narrativa que afirma que la construcción de viviendas judías, en este caso en un barrio de Jerusalén, representa el mayor obstáculo para la paz en el Oriente Medio.

En segundo lugar, el factor de la relación simbiótica entre los medios de comunicación y las organizaciones no gubernamentales (ONG), en particular aquellos medios que son críticos con las políticas israelíes. El Washington Post, sin embargo, hace un relato justo cuando habla de los planes de construcción en Givat Hamatos, en Jerusalén:
El desarrollo de estas viviendas ha estado en planificación durante años, pero ha estado en espera hasta la semana pasada, cuando el gobierno publicó un aviso público donde se permitía aceptar las ofertas y comenzar la construcción. El aviso no atrajo ninguna atención hasta que el grupo izquierdista israelí Peace Now publicó una declaración al respecto, poco antes de la reunión entre Obama y Netanyahu.
De hecho, fue sólo cuando apareció este aviso de Peace Now en las bandejas de entrada de los periodistas extranjeros cuando se convirtió en una historia:



Por lo tanto, el grupo Peace Now mantuvo deliberadamente a raya la emisión de su comunicado de prensa durante una semana hasta que pudo conseguir la máxima atracción para la prensa internacional (haciéndolo coincidir con la reunión entre Obama y Netanyahu), y, al mismo tiempo, causar un nuevo dolor de cabeza a Netanyahu durante su viaje a los Estados Unidos. Y todo esto a pesar del hecho de que la construcción en Givat Hamatos ya había sido aprobada en diciembre de 2012.

Sin embargo, para The Times de Londres, por ejemplo, se trata sobre todo de un nuevo asentamiento que se construye dentro de un área existente en Jerusalén:
Las divisiones entre Israel y Estados Unidos fueron expuestas una vez más cuando un nuevo y controvertido asentamiento judío fue aprobado horas antes de una reunión entre los líderes de ambos países .
Pero no se trata de un "nuevo asentamiento judío", y ciertamente no fue aprobado sólo unas horas antes de la reunión Netanyahu-Obama.

También fue omitido en la cobertura de la prensa, excepto en los medios israelíes, el hecho de que la mitad de las viviendas de Givat Hamatos están designadas para residentes árabes. De hecho, lo que es ampliamente mal entendido en sus argumentos en torno a las viviendas en Jerusalén es que no hay nada que pueda evitar legalmente a los residentes árabes de Jerusalén, o a los árabes israelíes, la compra, alquiler y residencia en propiedades ubicadas en cualquier lugar dentro de los límites municipales de la ciudad.

Así podemos comprobar que, tanto el momento elegido como la sustancia de la historia de Givat Hamatos, no es nada más que una "crisis" creada artificialmente que, en realidad, debería haber pasado desapercibida si no hubiera sido por la intervención de Peace Now.

Labels: ,

0 Comments:

Post a Comment

Links to this post:

Create a Link

<< Home