Friday, January 09, 2015

Líderes del BDS promueven la teoría de la conspiración antisemita que dice que el Mossad intervino en la matanza del Charlie Hebdo - Ben Cohen - Algemeiner





El antisemitismo está en el corazón del movimiento de Boicot, Desinversión y Sanciones (BDS), un movimiento obsesivamente focalizado en destruir a Israel, y ayer se puso de nuevo de manifiesto cuando destacados activistas de ese movimiento promovieron en los medios sociales la teoría de la conspiración de que el ataque terrorista de ayer contra la revista satírica francesa Charlie Hebdo fue llevado a cabo por el Mossad.

Liderando la carga está Greta Berlin, portavoz del movimiento Free Gaza, una organización que ha estado estrechamente involucrada en intentos de romper el bloqueo de Israel contra el régimen de Hamas en Gaza. En un mensaje de Facebook , Berlín declaró que el "Mossad acaba de golpear las oficinas de París del Charlie Hebdo con una torpe jugada de bandera falsa (una acción que se prepara para luego adjudicar su autoría a tus enemigos) diseñada para dañar el acuerdo entre Palestina y Francia... Tenemos la esperanza de que la policía francesa sea capaz de detectar que esta matanza ha sido planeada y llevada a cabo por el bien preparado servicio de inteligencia israelí y no asuman que los musulmanes han querido atacar a Francia cuando Francia es su amigo (sic). Israel le dijo a Francia que habría graves consecuencias si votaban con Palestina. Hasta un niño de cuatro años podría ver quién es el responsable de este terrible ataque".

La colega de Berlín y cofundadora de Free Gaza, Mary-Hughes Thompson, se hizo eco de esos mismos puntos de vista en Twitter: "#Hebdo killings indefensible. No se puede dejar de pensar en una falsa bandera del Mossad de #JSIL. Los asesinos hablaban con un acento francés perfecto. El tiempo lo dirá". Incluso el International Business Times, una publicación más convencional, lo publicó explícitamente: "El ataque al Charlie Hebdo y la relación con el Mossad: ¿Israel liberó su furia por el reconocimiento de un Estado palestino por parte de Francia?", aunque el titular fue eliminado rápidamente por un editor de la publicación.

El término "JSIL", que significa "Estado judío del Levante", es un término despectivo para el Estado de Israel acuñado por el propagandista antisemita americano Max Blumenthal, quien  pretende así comparar al Estado judío con la organización terrorista Estado Islámico . Un buen número de personas que se opuso al uso de Thompson del término, así como su respaldo a las teorías de la conspiración sobre el ataque al Charlie Hebdo, recibió una andanada de insultos como respuesta, incluyendo frases como "basura sionista".

Free Gaza, que apoya con entusiasmo la campaña del BDS y comparte la opinión de Hamas de que el Estado de Israel debe ser eliminado como entidad soberana, incorpora a una serie de conocidos portavoces antisionistas en su Consejo de Administración, entre ellos James Abourezk, un ex senador de Dakota del Sur; Noam Chomsky, el académico radical que ha defendido activamente a negadores del Holocausto y de otros genocidios; y la baronesa Jenny Tonge,una miembro de la Cámara de los Lores tristemente célebre por sus frecuentes ataques a la orientación pro-Israel de la comunidad judía de Gran Bretaña.

Las declaraciones de Greta Berlín sobre la masacre acontecida en la sede del Charlie Hebdo no representan la primera vez que ha promovido teorías conspirativas antisemitas. En 2012, incluso algunos judíos antisionistas se mostraron enojados por su respaldo a un vídeo de un oscuro antisemita llamado Eustace Mullins, el cual argumentaba en palabras del tweet de Berlín, que "los sionistas operaron en los campos de concentración y ayudaron al asesinato de millones de judíos inocentes".

Entre los defensores de Greta Berlín en aquella ocasión estuvo Larry Derfner, un ex columnista del Jerusalem Post que ahora escribe para una publicación antisionista con sede en Israel. Derfner salió en defensa de Greta Berlín al ser definida como una "loca que odia a los judíos" y trató de presentarla como una "voz responsable de la corriente principal de la izquierda".

En agosto de 2012, Greta Berlín culpó nuevamente a Israel por el ataque de terroristas islamistas en el Sinaí en el que murieron 16 soldados egipcios, afirmando que la atrocidad "trabajaba en beneficio de Israel".

Desde las atrocidades de Al Qaeda del 11 de septiembre de 2001, el tema de una participación clandestina israelí en atentados terroristas ha sido muy popular entre ciertos sectores de la izquierda, así como en los grupos neonazis y supremacistas blancos, las organizaciones islamistas, y los regímenes represivos de países como Irán y Venezuela.

Labels: , ,

0 Comments:

Post a Comment

Links to this post:

Create a Link

<< Home