Wednesday, February 11, 2015

¿Por qué el Haaretz es el anfitrión de una especie de museo (o santuario) donde se celebra a terroristas palestinos? - Shimon Cohen, Ari Yashar - Arutz Sheva


En la foto, Zakaria Zubeidi, un conocido ex-terrorista de Jenin. ¿Un santuario donde oran los columnistas por supuesto laicos del Haaretz?


El diario izquierdista radical Haaretz ya ha estado envuelto en múltiples controversia anteriormente, pero un nuevo informe revelado por un famoso rapero sionista israelí Yoav Eliasi, más conocido por su nombre artístico de Hatzel, plantea aún más serios interrogantes.

"El siguiente descubrimiento me dejó simplemente en estado de shock (tanto como puede ser posible que uno vuelve a ser sorprendido por el Haaretz)", escribió Hatzel en Facebook. El sorprendente descubrimiento: "Haaretz mantiene en su sótano una habitación cerrada que es una especie de templo de fotografías e imágenes que alaban a terroristas palestinos".

La habitación fue encontrado por accidente por un trabajador que transfería equipamiento a otro edificio como parte de un traslado del diario, comentó Hatzel, quien recibió el informe del trabajador.

El trabajador "realizó un último chequeo y se encontró con una puerta que siempre había estado cerrada, pero que esta vez estaba abierta, y en la sala había docenas de cuadros colgados en la pared como si fuera un museo de los terroristas", escribieron Hatzel.

Hatzel señaló que entre las fotos estaba la del terrorista de Fatah Zakaria Zubeidi, quien dirigió a la facción de las Brigadas de los Mártires de Al-Aqsa en Jenin durante la guerra de terror asesino lanzada por la OLP en el año 2000, junto con "muertos de Al-Aqsa con flores al lado de ellos, imágenes de lanzadores de piedras y 'crímenes del IDF'' ".

Después de tropezar con ese "museo", el trabajador totalmente sorprendido lo fotografió y se lo envió a Hatzel, según relató el rapero. "¿Hasta dónde se puede estirar la libertad de expresión y la libertad de prensa?", se preguntaba este último en su post en Facebook acompañándolo con imágenes del "museo" .

El rapero se preguntó cuál sería la reacción si se encontrara en un diario de derechas una exhibición de imágenes de Baruch Goldstein, quien asesinó a 29 musulmanes árabes en Hebrón, o ese joven judío con problemas mentales que estuvo detrás del asesinato y la quema del adolescente árabe Mohammed Abu-Khder en junio pasado.

"Todos los periódicos israelíes, absolutamente conmocionados, publicarían grandes titulares denunciándolo y el Shabak (Agencia de Seguridad de Israel) y la policía allanarían el edificio y clausurarían el diario", escribió Hatzel. "Entonces, ¿puede explicarme alguien por qué estas cosas pasan en silencio cuando se trata izquierda radical?"

El propietario de Haaretz, Amos Shocken, escribió a Hatzel en respuesta diciendo que "no se trataba de un templo dedicado a los terroristas y no era una habitación cerrada con llave, sino más bien un espacio de exposición de arte israelí que abrimos en el edificio de oficinas que usamos".

Shocken reclamó que la exposición se montó para explorar los significados de los retratos en el arte, e incluía estatuas y fotografías de muchos artistas israelíes, "algunos de ellos conocidos y muy respetados en el mundo del arte israelí".

La exposición estaba abierta al público todos los viernes desde septiembre hasta el mes pasado, dijo Shocken, añadiendo que el diario recibió solicitudes para abrir también la exposición entre semana.

"Allí no solamente había retratos de terroristas, sino también autorretratos de los diferentes artistas y otros retratos", declaró Shocken. Además agregó que la exposición estaba destinada a "expresar artísticamente el conflicto de Israel" y señalar que "es algo muy natural. Después de todo, es un componente central de la realidad de nuestras vidas".

El Haaretz es en parte propiedad de M. DuMont Schauberg, una editorial alemana con un conocido pasado nazi. Un propietario adicional es el empresario ruso-israelí Leonid Nevzlin, y la familia Schocken posee la mayoría de las acciones.

En las páginas del Haaretz se ha justificado los ataques con piedras por parte de adolescentes palestinos, las acusaciones al IDF de ser "criminales de guerra" e incluso se ha llamado a una Tercera Intifada, llegándose a un nuevo mínimo en octubre pasado cuando se publicó una caricatura del primer ministro Binyamin Netanyahu tripulando un avión y dirigiéndose con las torres del World Trade Center como si fuera un terrorista del 11-S.

Labels:

0 Comments:

Post a Comment

Links to this post:

Create a Link

<< Home