Thursday, April 23, 2015

Francois Hollande explica el Holocausto a los adolescentes franceses... más bien torpemente - The Tower



Lo que comenzó como un debate inusual en la televisión en horario estelar entre el presidente francés, Francois Hollande, y cinco adolescentes franceses a punto de votar por vez primera, tomó un giro aún más extraño cuando discutieron durante varios minutos si está bien o no reírse del Holocausto.

La mesa redonda se llevó a cabo el domingo, durante el programa francés "Le Supplément", y contó con cinco estudiantes de secundaria del suburbio parisino de Thiais frente a frente contra el Presidente de la República. La mayor parte de la conversación giró en torno a una pregunta acuciante: ¿Cuáles son las reglas y los límites a la hora de hablar de los judíos?

Cuando el presentador del programa citó a Dieudonné, el cómico francés cuya burla de los judíos y del Holocausto le ha ganado multas y cancelaciones de su espectáculo, un adolescente llamado Yanis le preguntó a Hollande: "¿Hay que esconderse de reírse con Dieudonné? ¿Debe cualquiera sentirse avergonzado por gustarle sus espectáculos?"

"Uno tiene que considerar la cuestión", respondió Hollande buscando a tientas las palabras, "de ¿por qué se está riendo con eso?"

"Porque es divertido", le dijo Yassine, un estudiante sentado junto a Yanis.

Hollande: "¿Y cuando él se viste como un alemán, como un nazi, y dice que hay que matar a los judíos, eso es divertido?"

Yassine: "Es sólo una broma..."

Yanis: "Es un personaje..."

Mientras el debate continuaba, Hollande mencionó que han existido otros genocidios y masacres, como el genocidio armenio, momento en el que Yanis interrumpió: "Sí, pero la gente habla más sobre los judíos...".

Hollande: "Hablamos de ellos porque hubo seis millones de vidas segadas".

"Pero una muerte sigue siendo una muerte...", le respondió Yanis, al parecer utilizando el argumento de que se ponía demasiado énfasis en la tragedia judía.

"No, no es lo mismo", insistió Hollande. "¿Cuál era el objeto de la solución final? Matarlos a todos ellos... para exterminarlos. Para que nadie incluso pudiera encontrar sus cuerpos, ni siquiera una traza. Se trataba de eliminar a una parte de la humanidad. Por eso, si uno es judío, cristiano, musulmán o nada en absoluto, uno tiene que tener respeto por lo sucedido. Y es por eso que es tan importante que seamos capaces de hablar de ello, de entender lo que pasó, de entender cómo se pudo llegar al punto de exterminar a una parte de la humanidad".

A partir de ahí la discusión se trasladó a cómo se habla de la religión en las aulas.

Yassine, declarándose musulmana, dijo que disfruta aprendiendo sobre otras religiones, pero se quejó de la forma en que se enseña el judaísmo. "En la escuela estudiamos el judaísmo a través del conflicto", dijo ella, "en lugar de aprender acerca de la propia fe".

Resultó un espectáculo televisivo extraño: el futuro de la comunidad judía francesa podría depender, en parte, de la eficacia con que el establishment pueda responder y comunicar a miles de adolescentes como Yanis y Yassine.

Y casi con seguridad, la performance deberá ser mejor que la de Hollande.

Labels:

0 Comments:

Post a Comment

Links to this post:

Create a Link

<< Home