Friday, October 09, 2015

Finalicen de una vez la barrera de seguridad - Dan Margalit - Israel Hayom



A la luz de la actual violencia palestina, los israelíes están naturalmente inclinados a decir que "no estamos haciendo lo suficiente" o "nuestros esfuerzos han fracasado". Estas declaraciones instintivas pueden llegar a ser una evaluación precisa, y la reciente ola de ataques (conocido como el "brote - outbreak -" en la calle palestina) podrían eventualmente transformarse en una intifada de pleno derecho (levantamiento popular). Sí, hay un riesgo de que las relativamente pocas bajas y los limitados daños materiales podrían alcanzar cifras colosales. Esto daría lugar a una convocatoria de más fuerzas de seguridad, que serían enviados a las principales sedes.

Por el momento, sin embargo, hay que decir dos cosas. La primera hace referencia al presidente de la Autoridad Palestina, Mahmoud Abbas. Cuando dijo que "sucios pies" de los israelíes (judíos) estaban profanando el Monte del Templo (un sitio sagrado para los judíos y musulmanes), no solamente estaba haciendo un comentario racista, sino también incitaba a la violencia contra los agentes de policía y los visitantes no musulmanes del lugar. Tal declaración debería haber provocado que el establecimiento de defensa de Israel hubiera revaluado su postura hacia Abbas; deben pensárselo muy bien antes de decidirse a absolverlo de avivar las llamas. Abbas no ha realizado similares comentarios en los últimos días, pero esto puede que sea solamente un respiro temporal.

En segundo lugar, creo que es imprescindible realizar un esfuerzo inmediato para reparar las brechas en la barrera de seguridad en Judea y Samaria. Israel no ha llevado a cabo un adecuado mantenimiento a lo largo de su recorrido, ni ha instalado en la barrera los dispositivos necesarios. Al igual que los propietarios de viviendas se anticipan a la llegada del invierno poniendo a punto su tejado antes de tiempo, en lugar de esperar a la llegada de las primeras lluvia torrenciales, las correcciones deben realizarse ahora para prepararse ante la posibilidad de que los palestinos envíen terroristas suicidas a los bloques de asentamientos y al interior de la Línea Verde.

De hecho, la barrera ha sido siempre un trabajo en progreso. Una abrumadora mayoría de los políticos (desde prácticamente todos los partidos) se oponía a la barrera y sólo a regañadientes la abrazó cuando demostró ser eficaz en la reducción de los ataques suicidas a gran escala. Completar la barrera pudo haber sido innecesario posteriormente, pero dadas las circunstancias actuales, Israel debe prepararse para el peor de los casos (Dios no lo quiera). Incluso si las cosas no se deterioran de manera espectacular, no haría ningún daño el hacerlo (tal vez algún coste extra monetario).

Habiendo dicho todo esto, Israel no debe perder el seso. A pesar del reciente aumento de lo que los expertos llaman "terrorismo de segundo orden", con los cuchillos y hachas convirtiéndose en la nueva arma de elección en el conflicto palestino-israelí, la calma se pueden restaurar. Nosotros no tenemos que utilizar todos nuestros medios militares. La serie de ataques del miércoles - dos de los cuales se llevaron a cabo dentro de la Línea Verde - no significa que las tácticas utilizadas por las fuerzas de seguridad hayan fallado. Cada remedio necesita su tiempo para que surta efecto; sólo el tiempo dirá si el medicamento que se ha administrado es eficaz.

No estoy diciendo que no debemos desplegar más tropas, pero necesitamos un período de espera que, por un lado, demuestre que las tropas israelíes pueden dirigirse a los terroristas, y por otro lado, demostrar que se desplegaron en número suficiente para detener la la violencia.


PD: Le ha faltado decir que Israel debe poner fin de una vez a la numerosa presencia de ilegales palestinos residiendo en Israel


Labels:

0 Comments:

Post a Comment

Links to this post:

Create a Link

<< Home