Sunday, February 22, 2015

La nueva táctica de los medios y de las élites europeas: Utilizar a Netanyahu, criticándole, para no hablar del antisemitismo que impera en Europa - Seth Frantzman



Existe hoy en día una gran cantidad de furia contra Netanyahu en Europa. Periódicos de toda Europa se muestran enfurecidos con el líder israelí, y editoriales y artículos de opinión reflejan esa furia por todo el mundo, aunque especialmente en Europa. Metro, un tabloide gratuito británico encapsulaba su cólera este 16 de febrero con un titular en su primera página, "Furia contra el primer ministro israelí por decir a los judíos (europeos) que abandonen Europa". "Los líderes europeos se han mostrado muy cabreados y han reaccionado con ira contra el primer ministro de Israel, Benjamin Netanyahu, por su insólita petición de que los judíos (europeos) abandonen Europa para escapar de la creciente ola de ataques terroristas antisemitas".

¿Pero de que hablán cuando mencionan de pasada esa ola de ataques terroristas?

Parece que ha habido dos ataques terroristas muy similares en los últimos meses. Pero atención, la auténtica furia e ira está dirigida contra Netanyahu. Muchas web de organizaciones no gubernamentales apelan con orgullo a esa ira europea (contra Netanyahu).  Rebecca Perring en The Express también escribió acerca de esa furia. "Benjamin Netanyahu hizo su alegato en favor de que la población judía de Europa emigrara a Israel apenas horas después de los disparos mortales que en la capital danesa, Copenhague, fueron dirigidos contra la libertad de expresión y una sinagoga".  En Dinamarca, el propio principal rabino Jair Melchior se mostró "decepcionado" con las declaraciones del líder israelí. El primer ministro de Francia, quien se ha manifestado de manera apasionada en defensa de los judíos de su país tras el asesinato en enero de cuatro de ellos en un mercado kosher, también lamentó las declaraciones de Benjamin Netanyahu diciendo que "estar inmerso en una campaña electoral no significa que usted esté autorizado a realizar cualquier tipo de declaraciones".

El  Daily Mail, propietaria de Metro, reprodujo el artículo al igual que otros sitios antisionistas israelíes, como +972 escribió, al igual que el Haaretz

Netanyahu también se convirtió en el principal objeto de las críticas del diario británico The Independent . "Netanyahu es culpable de graves errores de presunción. Se equivoca al defender la huida en respuesta al terror, se equivoca de nuevo si piensa que todos los judíos se definen a sí mismos en relación con su nación, y termina equivocándose por tercera vez al ignorar el enorme orgullo y asimilación de las exitosas diásporas judías, muy integrados en su país de nacimiento", escribió Richard Ferrer [N.P.: muy curioso que tanta integración se corresponda con esta ola de violencia en su contra].

Muy pronto el relato real sobre el ataque en Copenhague contra la Gran sinagoga pasó a convertirse en ataques a Netanyahu.  The Wall Street Journal analizó "el rechazo de protesta" a las palabras de de Netanyahu. "Estamos un poco confundidos por esta convocatoria, que es básicamente una llamada a rendirse ante el terrorismo", dijo Arie Zuckerman, un alto ejecutivo del Congreso Judío Europeo. El Financial Times publicó un editorial contra Netanyahu, pero por el contrario no publicó ninguno en contra de los ataques antisemitas en Europa. "Los comentarios del señor Netanyahu también faltan al respeto por la forma en que muchas sociedades europeas han tratado con éxito de construir relaciones con sus comunidades judías en los últimos años". Uno de los comentarios más interesantes en las redes sociales fue la afirmación de que "tan ofendido como estoy por el antisemitismo, lo estoy por las llamadas de Netanyahu a inmigrar". Numerosos comentarios de apoyo aparecieron en línea.

Entonces, ¿por qué la prensa europea da tanta atención al llamamiento de Netanyahu? ¿Por qué se convirtió en la historia principal apenas un día después del ataque a la sinagoga? ¿Por qué hay tantos Piers Morgan que escriben con tal indignación contra Netanyahu, pero no dedican una sola columna al ataque terrorista antisemita?

"La reacción de Netanyahu a los últimos atroces ataques terroristas en Dinamarca, que se hicieron eco de los sentimientos expresados después de la indignación provocada por el ataque a Charlie Hebdo en París, es una vergüenza: cobarde, egoísta, groseramente insensible y abiertamente política", escribió Morgan.

El comentario de Netanyahu obtuvo dicha cobertura porque precisamente era mucho más conveniente para los diarios y las élites de opinión europeas hablar de Netanyahu que hablar del antisemitismo, o de la necesaria respuesta que debía darse. Es razonable que los periódicos judíos, como el Jewish Week, debatirán sobre el tema de la inmigración a Israel. Así como la columna de Zvi Barel en el Haaretz puede considerarse apropiada. Desde los albores del sionismo ha existido un debate sobre la interferencia sionista o israelí en las comunidades judías y sobre la aliya a Israel. En 1919 las discusiones sobre el Mandato de Palestina señalaban: "quedando claramente entendido que no se hará nada que pueda perjudicar los derechos civiles y religiosos de las comunidades no judías existentes en Palestina, o los derechos y la condición política que disfrutan los judíos en cualquier otro país".

Pero la manera en que un sangriento ataque antisemita a tiros se convierte en un ataque contra Netanyahu en cierta prensa europea, resulta muy interesante porque muestra cómo Israel se convierte en la distracción principal de estos medios y élites europeas. Después de los atentados de París, un periodista de la BBC le preguntó a una mujer judía por los ataques de Israel contra los palestinos. Después de los ataques en Copenhague, un programa de la radio oficial sueca le preguntó al embajador israelí si los judíos causaban el antisemitismo.

¿Por qué entonces no hay discusión sobre el antisemitismo en estos medios y en esas élites europeas? ¿Por qué no hay editoriales y artículos de opinión sobre la procedencia de los autores de dichos ataques? ¿Por qué no hay discusiones sobre donde estos atacantes consiguieron sus armas ? ¿O por qué eligieron una sinagoga? ¿Acaso no causan tanta furia e ira estos ataques antisemitas?

Compárenlo por ejemplo con otros recientes ataques racistas. Pocas horas después del asesinato en Chapel Hill de tres jóvenes musulmanes, hubo numerosos artículos sobre cómo dicho crimen era en realidad un crimen terrorista anti-musulmán.  Sabbiyah Pervez, en The Independent, se mostraba muy enfadado por cómo los medios de comunicación estaban ignorando el carácter anti-musulmán del ataque. Incluso el presidente de Turquía Erdogan culpó a los EEUU y a Obama por no hablar de ese ataque, y a los medios americanos por no fijar toda su atención en él. Nadie dijo que Erdogan estaba equivocado o que llevara el agua a su molino, en buena medida por el hecho de que los musulmanes están bastante a salvo en los Estados Unidos. ¿Por qué esa diferencia? A diferencia de los ataques antisemitas en Europa, que la BBC denominó "antisemitismo aparente" y otros dijeron que eran "percibidos como antisemitas", mucha gente en los medios sociales no tuvo ninguna duda sobre el carácter anti-musulman de lo sucedido en Chapel Hill.

Cuando un hombre negro fue impedido embarcar en el metro de París por unos aficionados del club de fútbol británico Chelsea, hubo una indignación masiva. Esa fue una gran noticia en el Reino Unido, con condenas por racismo y personas buscando perseguir e identificar a los fans racistas. Sin embargo, la misma BBC apenas realizó un breve informe sobre un hombre judío que paseando por París con una kipá recibió abundantes ataques verbales, y desde luego no tomó tan en serio lo sucedido contra él como el racismo de los aficionados del Chelsea.

¿Por qué la diferencia? ¿Por qué el odio a los judíos en Europa parece aceptable para los medios, pero agresiones verbales similares sobre otras minorías no son aceptables? ¿Por qué el presidente turco puede condenar sin críticas la islamofobia, pero Netanyahu recibe "furia e ira" por hablar del antisemitismo europeo?

El hecho cierto y real es que Europa tiene miedo de enfrentarse al enconado antisemitismo que padece. Nadie quiere hablar de será el futuro de los judíos en Europa. Nadie quiere preguntar por qué solamente los judíos necesitan guardias armados en los mercados kosher, en las escuelas y en las sinagogas. Nadie dentro de los medios y de las élites parece querer preguntar por qué a pesar de que los judíos representan a menos de 0,5% de la población de Europa, son el 40% de las víctimas del terror en los últimos años en el continente. ¿Por qué se profanan cientos de tumbas judías? ¿Por qué es la inclinación natural de los terroristas islamistas disparar contra eventos por la libertad de expresión y contra sinagogas?

Sin duda son preguntas difíciles. Pero es más fácil dedicarse a criticar a Netanyahu.

Si Netanyahu no existiera los medios de comunicación lo inventarían con el fin de hablar de Israel en lugar de lo que sucede en Europa. La verdad es que, independientemente de la existencia de Israel, los judíos merecen igualdad de derechos en Europa, y se les debe permitir ir a orar, a las escuelas y a las tiendas sin guardias armados y sin barreras de seguridad.

Pero eso no preocupa tanto a los medios y a las élites europeas


Labels: , , , ,

0 Comments:

Post a Comment

Links to this post:

Create a Link

<< Home